titulo
La moda, la navidad, la moda, etc…
Wednesday 29 November 2006 [22:33]

hileras densíssssimas   El taxista maneja información privilegiada que no aparece en prensa, ni en radio, ni mucho menos en TV; información que, si en algún momento salieran a la luz pública, esta sociedad se rompería en mil pedazos. Retales de conversaciones con clientes influyentes, confesiones etílicas o escuchas telefónicas de peso.

   El siguiente ejemplo, sufrido en propias carnes esta misma mañana, demuestra el calado de la sensibilidad urbana (para que luego digan que el ciudadano no es consciente de los problemas ajenos):

   Al cruzar Ortega y Gasset por la calle Velazquez, los ojos de mi usuaria se clavan en una hilera de luces navideñas, colgadas en lo alto, y me dice: “Tiene toda la razón mi amiga Agatha (léase Agatha Ruiz de la Prada). Ayer mismo me dijo que estaba disgustadissssima con la densidad de sus luces. Una hilera por cada tres farolas, claro, en lugar de lo que han hecho… ¿a quién se le ocurre plantar una hilera por cada farola…?. Densíssssimo, claro. ¡Pobre Agatha!”.

   Y cada vez que la preocupación de no llegar a fin de mes nos corroa por dentro, deberíamos ponernos en el lugar de esa gente en peor situación que la nuestra; pensemos en lo mal que lo está pasando Agatha, la pobre. Somos unos egoístas de mierda.





nilibreniocupado (poema versión 3.1)
Tuesday 28 November 2006 [13:02]

(I)

dentro de cualquieraMe tragué la nuez
en un semáforo
que pasó del gris al malva
en cuestión de segundos
daltónicos

[Así pues,
acelerar
es frenar
al revés]

Y el cielo se convirtió
en zona azul
y las nubes
en parquímetros
financiados por su lluvia.

(II)

Debajo de mucho más que todo,
en el bordillo,
una lombriz de asfalto
soñando
con peces sin memoria
(y con dunas)
en su intento
por encontrarle argumento
a su fiel reencarnación
sin más opción
ni lamento
que el propio aliento
en adopción

[Quien se duela preocupado
por mi nuez
ez nilibreniocupado
punto ez]





Empatizar es de sabios (Tarifas VS. Usuarios)
Monday 27 November 2006 [13:44]

adorno para ciertas voces   Subrayo la importancia de haber conseguido un mayor protagonismo en los medios. Estos últimos días la nueva subida de tarifas ha derramado océanos de saliva y esto, vamos a ser positivos, fomenta discusiones donde la palabra taxi aparece en cada frase, incluso en boca de personas que nada tienen que ver (ni siquiera como usuarios) con el sector.

   Aclaración al profano: Para solucionar el evidente problema del transporte público durante las noches del fin de semana, el Ayuntamiento de Madrid y diversas Asociaciones de Taxistas han acordado aplicar un nuevo “suplemento” con la intención de motivar a todos aquellos taxistas que no suelen trabajar esas franjas. Como casi siempre sucede, esta medida perjudica a unos y beneficia a otros. Y ni los unos se ponen en el lugar de los otros, y viceversa (clientes VS. taxistas). A raíz de esta noticia, pondré ciertos puntos sobre la cybermesa:

   1.- La subida se aplicará la noche de Sábados y Domingos (¿no podrían haber cambiado el Domingo por el Viernes?).
   2.- Este nuevo suplemento no aumentará el número de taxis (¿acaso sumarle 15€ a la recaudación supone un reclamo suficiente para cambiar de hábitos laborales?).
   3.- Precediendo a esta medida, a la Comunidad de Madrid no le pareció viable mantener el servicio de Metro las noches del fin de semana (no viable significa que perderían dinero, de lo que se deduce que el Servicio Público, por encima de todo, es un negocio).
   4.- Sin embargo, y teniendo en cuenta que el 7% de la recaudación por taxímetro ayuda a engordar las arcas municipales, dicha subida supondrá para el saneamiento de las mismas un incremento de 400.000€ anuales (dato resultante según esos 4.000 taxis nocturnos y una media de 15 bajadas de bandera en dicha franja).
   5.- Según los puntos 4 y 5, el Ayuntamiento de Madrid ganará más pasta que antes, y si continúa el problema de la escasez de taxis, la culpa será de los taxistas, y el Metro continuará cerrado porque (económicamente) “no compensa”.
   6.- Conclusión: El mismo servicio, los mismos problemas, el taxista del turno de noche sensiblemente más contento y el cliente del turno de noche sensiblemente más cabreado.

   Mensaje para el cliente del turno de noche sensiblemente más cabreado: Traten de entender lo que supone trabajar en una gran ciudad por la noche (inseguridad, conducción más peligrosa por culpa de esos que aun no entienden la frase “si bebes no conduzcas“, vómitos en la tapicería, mujer-marido e hijos preocupados en casa, mujer-marido e hijos que por superposición de turnos en el sueño no coinciden con su padre-marido, madre-mujer, etc).

   Y, dicho sea de paso…

   Mensaje para el diario El Mundo: Aplaudo su iniciativa de crear un foro (www.elmundo.es) a disposición de cualquiera para debatir sobre este (o cualquier otro) tema con total libertad. Sin embargo, lo que me parece indigno es la selección que del mismo han impreso en su diario. Todos los comentarios hablan de privatizar el sector como única medida posible para solucionar el problema (“de este modo“, explica un forero, “el servicio sería más barato y trabajarían TODOS los taxis cada noche del fin de semana“). (Otro nos cuenta “Los taxistas son demasiado mayores para querer trabajar por la noche. Se conforman con echar unas horas por el día y con eso tienen para vivir“). Sin embargo, quien visite su foro íntegro podrá comprobar que dichos comentarios corresponden a un porcentaje mínimo respecto al resto de las opiniones (algunas de ellas, por cierto, mucho más interesantes).
   En ciertas ocasiones, tanto la falta de información como la nula empatía hacia lo ajeno (y desconocido) nos lleva a soltar demasiadas gilipolleces. Lo más triste no son esos comentarios, sino aquellos altavoces mediáticos que los amplifican. En fin…
  
   (Sugiero a esos comentaristas e ideólogos afilados y demás pedrojotas un par de piercing que adornen su voz)





La insoportable levedad del taxi
Sunday 26 November 2006 [20:49]

la genial Judith Scott   – ¿Sabría decirme el título de la canción que está sonando?.
   – Wonderful life.
   – ¿Y habla de amor?.
   – Supongo que sí.
   – ¿Usted cree en el amor?.
   – Comienzo a creer en el amor a partir de las 10 de la noche, con el cambio de Tarifa.
   – ¿Qué hora es?.
   – Las 21.40.
   – Me bajo en el próximo cruce. Gracias. 

   (Estracto de conversación entre mujer madura y quien suscribe). 





nilibreniocupado en la Cadena Ser
Friday 24 November 2006 [16:53]

mi amiga Gemma Esta misma tarde quien suscribe fue invitado al programa “La Ventana” de Gemma Nierga con motivo de un correo electrónico que, hace un par de semanas, envié a uno de sus colaboradores, el escritor Juan José Millás, alegando el honor que supondría llevarle en mi taxi. Dicho y hecho: Días más tarde una redactora de la Cadena Ser me invitó al programa para hablar con el aludido en directo. Después contacté con un guionista y nos pusimos a trabajar en mi intervención.

Me citaron a las 16.15 de hoy para salir en antena de 16.30 a 17 horas, en un mano a mano con Juanjo Millás a mi derecha y Gemma Nierga locutando desde Córdoba. La totalidad de mi intervención se encuentra a la disposición de vuestros sonrosados oídos.

Agradezco sinceramente el trato recibido por todo el equipo de la Cadena Ser. Y espero que, con este pequeño granito (y los que vengan), ayudemos entre todos a limpiar esa fallida imagen que el profano tiene del sector. Una pizca de cultura (para callar bocas), de vez en cuando, no viene nada mal.





La Esperanza es lo último que se pierde
Wednesday 22 November 2006 [13:27]

alternativas para la Espe...   Llevo un par de días sumido en ese sopor amargo de la duda, de las preguntas sin respuesta, de la angustia impotente superpuesta a todo lo demás. Os pido encarecidamente que me ayudéis.
   El problema es el siguiente: La Presidenta Esperanza Aguirre no llega a fin de mes. Y sus motivos son más que justificados: No percibe pagas extraordinarias, y para más INRI su factura de la luz resulta demasiado elevada (los altísimos techos de su Palacete obligan a su calefacción eléctrica a actuar a toda potencia). Imagináos las dificultades de nuestra Esperanza para estirar sus poco más de 8.000 € mensuales (repito, sin pagas extra).

   Soy consciente del gran corazón del taxista (y del usuario). Así pues, propongo una lluvia de ideas para solucionar entre todos su injustísssimo problema económico.

   Ejemplo: Que acuda los domingos al mercadillo de marras para vender perfumes por gentileza de las Perfumerías Juteco (foto). 





La ceguera del vidente
Tuesday 21 November 2006 [18:02]

cartel para ciegos   Para llamar la atención del taxista el ciego suele llevar un cartel donde figura la palabra TAXI. Entonces te detienes a su altura, te bajas y le ayudas a montarse. Casi siempre los ciegos conocen mucho mejor que el taxista el camino a su casa, o a la oficina; o al menos con mayor detalle.
   El otro día, al montarse un ciego por el procedimiento indicado, me sugirió un itinerario concreto y detallado para alcanzar su destino, con las calles por las que teníamos que pasar. Creí haberme quedado con todo, y le llevé según lo indicado cuando en uno de los giros me dijo: “¿Por qué ha girado por Pío XII en lugar de tomar la Cuesta del Sagrado Corazón?. Pese a la palidez del momento pude decirle a tiempo que había demasiado tráfico…
   – Tiene usted razón, a estas horas muchos conductores optan por acceder a Arturo Soria a través de la Cuesta del Sagrado Corazón.
   Pasado el trago y pocos metros antes de alcanzar su destino, le pregunto por el número de la calle.
   – El 52 está justo bajo un cartel grande y verde de FARMACIA, y a la derecha del balcón decorado con plantas enredaderas. Si me hace el favor, deténgase entre los cubos de basura y la farola.
   – (…).

   No es ciego quien no puede ver, sino quien no mira. He podido pasar veinte veces por esa calle y jamás me había fijado en aquel balcón decorado con plantas enredaderas.

   Mucho nos queda por aprender del punto de vista de un ciego.





Tópicos de la naturaleza
Monday 20 November 2006 [13:10]

siempre nos quedará París   Puede parecer un tópico, pero aquella mujer rompió aguas poco antes de montarse en mi taxi. Tenía la cara hinchadísima, con esa mezcla de preocupación, miedo y felicidad que produce el futuro primer momento táctil de una nueva vida entre sus brazos. Era primeriza y soplaba a intervalos cortos. Me pidió la mano, y al dársela (como pude) noté un frío mucho más que hermoso. Apretaba fuerte, y me miraba a través del espejo pero sin mirarme, en el colapso mental que sugiere el momento más importante de su vida. Me dijo: “llame a mi marido, por favor…”. Me dictó el número, y al hacer recuento de manos ocupadas no encontré otra opción que mover el volante con las piernas (verídico). Al otro lado del teléfono su marido me preguntó, nervioso, quién era, claro, porque estaba llamando desde el móvil de su mujer. Se lo expliqué todo, o casi todo (me colgó antes de acabar la frase).
   Al llegar al hospital el hombre ya estaba esperando (¿cómo había llegado antes que nosotros?), y abrió la puerta con la torpeza de un primerizo. Era jóven, tanto o más que ella. Al salir del taxi el hombre no sabía si llevarla en brazos o buscar una silla de ruedas, y en lo que duró ese intervalo confuso de movimientos ella ya había llegado por su propio pie a la puerta del hospital.

   Y con los nervios se les olvidó pagarme. Pero la experiencia vale mucho más que 7.55€. No siempre se trabaja por dinero.

   Enhorabuena, pareja.





Lo que te salga del taxímetro
Sunday 19 November 2006 [12:28]

campaña de puertas abiertas   Seguro que tienes algo que decir como taxista (o como usuario). ¿Qué opina el taxista del usuario?. ¿Qué opina el taxista del taxista?. ¿Qué opina el usuario del taxista?. ¿Qué opina el usuario del usuario?. ¿Alguna anécdota curiosa?. ¿Alguna opinión concreta sobre el sector?. ¿Alguna denuncia?. ¿Se puede cocinar un filete de hígado con aceite sintético Repsol 15W40?. ¿Cómo se ve la vida desde el asiento de atrás?. ¿Y desde el volante?. ¿La carrera más larga?. ¿La carrera más corta?.
   Todos son preguntas y vosotros tenéis la respuesta, con vuestros comentarios, sin censura.

   Nota: El número 123 de la publicación La Gaceta del Taxi correspondiente al mes de Noviembre de 2006 incluye, en uno de sus apartados, el texto introductorio de este blog bajo el título “Nuevo blog de un taxista“ (pag. 30). Agradezco sinceramente su atención, aunque en el mismo no aparezca el nombre de esta site. Así pues, quien haya leído dicho artículo con la intención de participar en este proyecto interactivo que es nilibreniocupado, no tendrá la oportunidad de saber cómo entrar en él. De todas formas, reitero mi agradecimiento.
 
   Para quien haya podido acceder por otros medios, bienvenido. Te cedo la palabra…





nilibreniocupado (poema versión 2.1)
Friday 17 November 2006 [4:06]

ojo al mosquitoEsguince de pupilas
al mirarte
a través de ese espejo,
perplejo
por el paso de los pasos
del taxímetro

Y mi voz ciega
es el eco de tu eco;
esa lluvia de asfalto seco
y lacrimal,
ese instinto animal
que es mi hueco
cuando peco
al llegar a tu destino
que es tu hueco
seco

Nos conocemos de nada
afortunada
(-mente)
y el instante presente
es la violación del hada
machacada
cual aceituna
en la fiesta de una tuna
acojonada

Y tu páncreas me intimida
cuando el vacío cuida
al vagabundo
que es tu mundo,
que es mi vida

Y lo que tu pecho haga
es problema
del emblema
de quien paga
(osea, )

[Quien indulta al ahorcado
por estrés
es nilibreniocupado
punto es]





Página siguiente >>

Sindicación de contenidos RSS 2.0
Esta página funciona con WordPress - Diseño: Fernando García B.
¡CSS Válido! -