titulo
Guía práctica del buen entendedor
Tuesday 3 April 2007 [17:42]

la era del taxi   La palabra taxi es, según algunas fuentes, un apócope del griego taxímetrotaxi, tasa, y metron, medida– nombre que recibe el aparato que mide el precio de la carrera, y también el vehículo en sí. Sin embargo, según otras versiones, taxi derivaría del apellido de la familia italiana De Tassis, a la que Carlos V concedió la creación de la primera red de postas. Una rama familiar pasó a Austria y se germanizó como Von Taxis, dando nombre al servicio de transporte hoy universal.

   Dicho lo cual, si viajas a Tailandia, o a Estambul, o a cualquier otra parte del globo y preguntas por un “taxi”, cualquiera podrá entenderte.
 
   Sin embargo, si acudes a Connecticut y lanzas al aire palabras como: “amor”“víscera”“Sánchez Dragó”, nadie sabrá de qué coño hablas: te reducirán, te esposarán y te aplicarán su famoso Artículo 33, párrafo 1 (sobre locos e inyecciones letales).

  

   [Conclusión: Menos sentimientos y más taxis  





Sindicación de contenidos RSS 2.0
Esta página funciona con WordPress - Diseño: Fernando García B.
¡CSS Válido! -